jue. Jun 27th, 2019

Avalan reestructuración de la deuda pública del Gobierno de BC; Incluye nuevo crédito por 2.6 mil mdp y nuevos impuestos

Jorge Heras y Antonio Heras / Lindero Norte
Mexicali.- La Auditoria Superior del Estado autorizó al gobierno de Baja California la reestructuración de la deuda pública de 12 mil 500 millones de pesos, así como la petición para incrementar la deuda y crear un nuevo impuesto.

Desde el mes de noviembre, el Gobierno del Estado adelantó a los diputados que se requería amortizar la deuda como parte de la estrategia financiera para que los impuestos no siguieran generando un problema en el pago de la deuda, toda vez que del presupuesto de egresos de cada año se destinan en promedio 1 mil 600 millones de pesos (para 2019 seran 1.5 mil millones).

El documento en el que se explicaba la ruta financiera en que se llevaría a acabo el refinanciamiento de la deuda fue entregada a la Comisión de Hacienda y Presupuesto del Congreso, pero de acuerdo a declaraciones de diputados de 5 de las 9 fuerzas políticas que integran la Cámara de Diputados, los legisladores del PAN no repartieron el documento oficial, solamente una especie de resumen ejecutivo.

Después de varias modificaciones el decreto de la reestructuración de la deuda del Gobierno Estatal también contiene la aprobación de un nuevo crédito de 2 mil 600 millones que se canalizarían al saneamiento de las finanzas públicas en áreas del sector salud y para el rubro educativo, en el que se considera el rezago de jubilaciones del magisterio estatal.

Este recurso que obtendría via crédito, terminará costando con todo e intereses 6 mil 959 millones de pesos.

El documento oficial en poder de Lindero Norte, fechado el 21 de marzo del 2019, refiere a la viabilidad de obtener una reestructuración de los 24 créditos que tiene la administración pública central con 8 entidades bancarias a pagar en un periodo de 20 años, por lo que en 2039 la deuda de los bajacalifornianos ascendería a 39 mil millones de pesos.

Para el pago y amortización de la deuda reestructurada se consideran dos gravámenes que habian sido desechados en el presupuesto de egreso de este año: el incremento del impuesto a la educación media y superior de un 25 a 35 por ciento y la creación de un impuesto a la salud, educación y financiamiento, así como la recaudación por obras que se encuentran solo en proyectos, como es el caso del peaje de una vialidad identificada como el segundo piso en Tijuana.

Para este saneamiento financiero justificado como parte del fortalecimiento de las finanzas públicas para el apoyo al sistema de pensiones y educación pública se deben establecer las bases para crear un fideicomiso público denominado «Fideicomiso irrevocable de emisión administración y pago», el cual no contará con estructura administrativa.

La deuda actual de la Administración pública estatal asciende a más de 22 mil millones de pesos, la cual contempla el adeudo de los cinco Ayuntamiento y de entidades paraestatales.

Dentro de estos compromisos de pago que tiene el sector público de Baja California con la banca, destaca el crédito que tiene con Banorte de 2 mil 054 millones de pesos que vence el 27 de mayo del 2034, cuyo prestamo es el que presenta mayor déficit de pago.

Los convenios o contratos para la obtención de los financiamientos, refinanciamientos y/o reestructuras a que se refiere este decreto deberán celebrarse y ejercerse a mas tardar el 30 de julio del 2019, pues así lo establece la Ley de Disciplina Financiera, por lo que forzosamente tendría que ser esta legislatura la que lo apruebe.

Según establece el documento, se va a segmentar el refinanciamiento en dos partes: A) Creditos con Banobras bajo el esquema bonos cupon cero, lo que lograría una reducción de la sobretasa al pasar de 1.38% a 0.80%.

Del 2020 al 2025 se tendrá una liberación de recursos de 327 millones de pesos y para el periodo se liberarán 194 millones.

B) 15 créditos simples con la banca comercial y 1 crédito simple Banobras para obtener una reducción de la sobretasa del .16 %

La deuda no contempla para el techo de financiamiento neto, el que el Estado pueda acceder durante 2019 a los 1 mil 504 millones de pesos destinados para la deuda pública en este ejercicio fiscal.

Para el refinanciamiento de la deuda se establece como fuente de pago, el fondo de aportaciones para el fortalecimiento de entidades federativas, afectando a un fideicomiso de administracion y fuente de pago.

La propuesta del decreto enviada a la Comisión de Hacienda del Congreso local y avalada por el Organo Fiszcalizador de Baja California la firmó el secretario General de Gobierno, Francisco Rueda Gómez y sería aprobada este jueves en la Cámara de Diputados.

Situación financiera del Gobierno Estatal

El documento oficial analizado por la Auditoría Superior del Estado indica que debido a las presiones de liquidez derivadas de los déficits financieros y el alto uso de la deuda de corto plazo ha provocado una afectación a las calificaciones quirografarias (de créditos que no tiene garantías específicas que respalden su recuperación, sino que está garantizado sólo por el patrimonio del deudor).

Sostiene que el 11 de septiembre de 2018 Moodys bajo la calificación y el 3 de octubre de 2018 Fitch también hizo lo mismo, cuya perspectiva negativa obedece a los mayores riesgos asociados con el pago de la deuda de corto plazo, la cual deberá liquidarse antes del próximo cambio administrativo del 2019.

Con el fin de mejorar las finanzas del Estado, se buscará refinanciar la deuda directa de largo plazo y adquierir nueva deuda; sin embargo, el estudio establece que esta estrategia financiera podría verse perjudicada.

Deja un comentario

Pin It on Pinterest

A %d blogueros les gusta esto: