Vie. Abr 10th, 2020

Solo 1 de cada 2 bomberos de BC tiene seguridad social; Hay contrastes en sueldos

*Anuncian protestas contra legisladores de Morena

*Molina asegura que con la reforma rechazada se habrían violado sus derechos. Agatón desmiente esta versión. 

Antonio Heras y Jorge Heras / Lindero Norte

Mexicali.- La decisión de la mayoría parlamentaria de Morena en el Congreso de Baja California de cancelar la iniciativa para dotar de seguridad social a los bomberos de la entidad, desveló la vulnerabilidad de la situación laboral de los «tragahumos».

Los bomberos de la entidad anunciaron, por su parte, protestas por esta decisión de los diputados locales de Morena que frenó un esquema satisfactorio de condiciones laborales y denunciaron actos de intimidación patronal de gobiernos locales. En la entidad, luego de 36 años, el gobierno estatal y las cinco administraciones municipales,  incluido el presidencial, pertenecen al mismo partido, en este caso Morena.

En esta entidad del noroeste mexicano, apenas uno de cada dos bomberos cuentan con seguridad social al tener una plaza gubernamental por lo que tienen asegurado salario, vacaciones, prima vacacional, servicio médico, jubilación y además son agremiados de una organización sindical.

A diferencia, la otra mitad de los bomberos labora bajo contratos de honorarios asmilables a salarios o por «lista de raya» por hasta seis meses debido a una disposición gubernamental para evitar que generen antigüedad y soliciten la plaza por via de la demanda laboral, también pagan su propia capacitación de conocimientos y servicios de salud de ellos y sus familias.

Hay otro grupo de bomberos que prestan sus servicios para los gobiernos municipales de Baja California. Se trata de los voluntarios que al precisar su labor hacen «méritos» por tiempo indefinido para que, en su momento, aspiren a ocupar alguna vacante y obtengan sueldo y hasta prestaciones sociales.

En los gobiernos municipales de Tijuana, Mexicali, Ensenada, Playas de Rosarito y Tecate hay una nómina de mil 100 trabajadores en los Cuerpos de Bomberos, de los cuales 600 son de planta, tienen base sindical en la burocracia y cuentan con prestaciones sociales.

En las corporaciones bajacalifornianas hay 500 bomberos eventuales que firman contratos periódicos y que carecen de servicios médicos y otras prestaciones sociales.

Las diferencias salariales entre los bomberos sindicalizados y los eventuales son significativas, de acuerdo a datos municipales.

CONTRASTES SALARIALES 

En Tecate hay 90 bomberos que cada año, por los Vientos de Santana, dedican su esfuerzo a sofocar incendios en su territorio y los generados en California. Ahi, los 64 sindicalizados llegan a obtener los mejores salarios de la entidad: los 35 mil pesos mensuales contrastan con los 26 de contrato que obtienen 8 mil pesos cada 30 días por lista de raya.

En Tijuana hay 435 bomberos, de los cuales 230 tienen base sindical, cuyo salario oscila entre los 18 mil y los 22 mil pesos al mes. Los bomberos eventuales, denominados de confianza obtienen ahora 13 mil pesos mensuales desde enero de 2020.

En sesión de Cabildo, a propuesta del alcalde Arturo González Cruz se autorizó a los bomberos de confianza un incremento de 4 mil pesos mensuales, lo que representó 14 años sin aumento salarial pues ganaban 9 mil pesos al mes.

El número de bomberos del municipio de Ensenada es de 220 trabajadores que incluye la División Forestal y Brigada Acuática y la Subdirección Técnica: 90 de estos trabajadores son de base y, por ende pertenecen al Sindicato de Burócratas.

De manera reciente, el alcalde Armando Ayala empezó a abonar la deuda histórica con el ISSSTECALI de 2 mil millones de pesos que incumplieron las apirtaciones patronales y la entrega de cuotas de trabajadores en otras administraciones priistas y panistas. A un grupo de 31 bomberos contratados bajo el régimen de honorarios se les integró al servicio médico de este organismo de seguridad social.

Fuentes cercanas al municipio señalaron que estos trabajadores reciben hasta 6 mil pesos mensuales de salario.

De los 250 bomberos que hay en total en Mexicali, 204 de ellos son sindicalizados aunque también 46 son trabajadores eventuales.

En el municipio de Playas de Rosarito están en nómina salarial 62 bomberos: 42 son de base y 20 de confianza.

POSTURAS ENCONTRADAS

Un dictamen de la Comisión de Gobernación, Legislación y Puntos Constitucionales del Congreso de Baja California determinó que la actividad de los bomberos no es «estratégica ni prioritaria para el desarrollo del Estado» por lo que se rechazó la creación de  Cuerpo Estatal de Bomberos para evitar aportarles seguridad social de manera igualtitaria.

La intención de presentar la iniciativa de reforma constitucional era que se les reconociera sus derechos y dejara de haber bomberos de primera, de segunda y hasta de tercera, señala la petista Claudia Agatón.

La petista recordó que los bomberos de Baja California son sindicalizados con todas las prestaciones, pero también hay eventuales sin prestaciones sociales ni servicios médicos y hay meritorios que carecen de salarios.

El diputado Juan Manuel Molina, presidente de esa comisión legislativa, sostuvo su rechazo porque proponía darle a los Cuerpo de Bomberos municipales «el carácter de organismos paraestatales, con personalidad jurídica y patrimonio propios». 

El expanista y ahora morenista considera que el traslado de las corporaciones de bomberos del Municipio al Estado afectaría de inicio la seguridad social que tienen pues pasarian al IMSS y al cambiar su régimen laboral podrían perder su compensación salarial.

Molina, en un comunicado de prensa, dijo que se acordó que por lo pronto «los derechos de los bomberos quedan intocados» y reiteró que el «debate» no es por la importancia de su actividad sino por la pérdida de derechos.

Agatón recordó que hay historias de éxito en el otorgamiento de derechos laborales se los bomberos de la Ciudad de México y recién en Chiapas, y se busca qie en Baja California cuenten con un reconocimiento a su labor en beneficio de la sociedad con un régimen adecuado que eleve en conjunto sus derechos y prestaciones.

La reforma constitucional permitiría al Congreso, explicó, establecer en la ley reglamentaria todo lo necesario para hacer justicia a nuestros bomberos. Es mentira que se perderán los derechos laborales porque no se considera que pasen del ISSSTECALI al Seguro Social porque la iniciativa propone incorporar en la Constitucion Politica del Estado la obligación de garantizar en ley las remuneraciones y prestaciones sociales de los bomberos, así como su organizacion y facultades.

Deja un comentario

Pin It on Pinterest

A %d blogueros les gusta esto: