Muere migrante abandonado por “pollero” en montaña de California junto con su esposa 

Antonio Heras

Mexicali.- Un migrante mexicano murió por deshidratación en la montala de Otay, California, luego de cruzar a territorio estadounidense bajo la guía de un traficante de personas que lo abandonó a su suerte, junto a su mujer.

Días después el “pollero” fue detenido por agentes migratorios en las inmediaciones de la ciudad de Dulzura, California, ubicada a 180 kilómetros de la frontera con México.

La víctima tenía 35 años de edad y era originario de la Ciudad de México, cuya familia se trasladó a San Diego para el trámite del traslado del cuerpo por parte del Consulado de México en esa ciudad. En tanto, la viuda, de 22 años y oriunda de Cuernavaca, se mantiene en territorio estadounidense en calidad de testigo de cargo en el juicio contra el “pollero”.

Autoridades de Mexico y Estados Unidos mantienen en reserva la identidad de ambos migrantes por decisión de la familia, al igual que del traficante de personas que enfrenta cargos en la Corte Sur de California.

Periplo migrante

La pareja llegó a Tijuana, frontera en la que contactaron los servicios de una red de traficantes de personas para realizar el cruce por el área montañosa de Otay.

En compañía de un guía de 23 años de edad, el grupo de siete migrantes se internó en territorio estadounidense pero apenas caminaron tres kilómetros cuando uno de los hombres empezó a sentir los estragos de la caminata y a deshidratarse.

Sin inmutarse ni mirar atrás, el guía tomó la decisión dejarlos en ese lugar agreste porque la condición de salud del hombre impedía el desplazamiento rápido que trasladaba hacia Los Ángeles. “Perdió” las ganancias de dos contratos al quedarse atrás, rezagada, la pareja de connacionales que buscaba mejorar sus condiciones de vida allende la frontera, a pesar de las políticas públicas antimigrantes de los últimos gobiernos estadounidenses.

El último día de julio, la mujer se encontró en la situación más difícil de su vida: sola, abandonada en un país extraño con su esposo enfermo y en una montaña. Desesperada buscó y por teléfono encontró ayuda consular y los alertó sobre la precaria salud de su esposo quien dijo se encontraba “muy enfermo y deshidratado”.

En un operativo de rescate, la mujer fue localizada durante la mañana del martes 1de agosto, alrededor de las 06:45 horas. Cerca de allí, se localizó una hora más tarde el cuerpo sin vida de su esposo, oculto entre la maleza, acostado, mirando al cielo, en espera, confió una fuente consultada.

El guía enfrenta cargos por tráfico de personas y por la muerte del migrante, mientras que el resto del grupo está en un centro migratorio en espera de su deportación a territorio mexicano

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s